Estatutos - Academia del Partal

Vaya al Contenido

Menu Principal:

Estatutos

 

Academia del Partal
Asociación libre de profesionales de la restauración monimental

Inscrita en el Registre Provincial d’Associacions de la Generalitat de Catalunya, Sección 1ª número 14471.
Inscrita en la Dirección General de Derecho y Entidades Jurídicas del Ministerio del Interior con el CIF número G60422748 en fecha 24 de septiembre de 1993.






NUEVOS ESTATUTOS APROBADOS EN LA ASAMBLEA GENERAL EXTRAORDINARIA DE 20 DE ENERO DE 2007


(REVISIÓN Y ADAPTACIÓN DE LOS ESTATUTOS ORIGINALES APROBADOS EN LA ASAMBLEA FUNDACIONAL DE 19 DE NOVIEMBRE DE 1992 CONFORME A LA LEY ORGÁNICA 1/2002, DE 22 DE MARZO, REGULADORA DEL DERECHO DE ASOCIACIÓN)



 

Título I. Definición

 
 

Artículo Primero
Se constituye por tiempo indefinido la entidad "Academia del Partal. Asociación Libre de Profesionales de la Restauración Monumental" con ámbito de actuación en todo el territorio del Estado español, como asociación libre, no dependiente de ningún otro organismo o asociación, ni de carácter público ni privado. Este carácter se mantendrá en el futuro.
Se adopta como logotipo distintivo de la entidad el que figura en el anexo número 1 de estos Estatutos, y como sigla identificativa ALPRM.

 

Título II. Fines y actividades de la Asociación

 
 

Artículo Segundo
La Asociación tiene como objetivo desarrollar el conocimiento, la reflexión y la difusión de las diversas disciplinas que intervienen en la restauración monumental, tanto para el perfeccionamiento profesional de sus miembros, que es el fin primordial, como la sensibilización de los profesionales y la sociedad en general.
A estos efectos, se entiende la restauración monumental como la metodología pluridisciplinar que tiene como objeto la conservación, la revalorización y el disfrute colectivo del Patrimonio Arquitectónico, y a éste como el conjunto de bienes culturales de carácter inmueble que merecen nuestra atención por sus valores arquitectónicos, documentales, conmemorativos, significativos, técnicos y artísticos.

Artículo Tercero
Para alcanzar estos fines, la Asociación promoverá las siguientes actividades:
1. Para facilitar el perfeccionamiento conceptual y metodológico de sus miembros y la permanente puesta al día de sus conocimientos:
a/ la aportación y el intercambio de información, reflexión y experiencias relativas a las materias y disciplinas que intervienen en la restauración monumental (historia, historia de la arquitectura y la construcción, historia del arte, arqueología, análisis estructural y constructivo, técnicas constructivas, diseño arquitectónico, etc), utilizando para ello recursos propios o procurando la colaboración de instituciones u organismos públicos o privados, y mediante la formación de una base bibliográfica sobre las citadas materias y disciplinas.

b/ el intercambio de información sobre gestión técnica y administrativa del proyecto de restauración y sobre empresas, industriales, profesionales, artistas y artesanos especializados.
2. Para difundir los trabajos profesionales de sus miembros o dar a conocer los criterios o posiciones que respecto de la restauración monumental pudiera asumir o elaborar la asociación, y para colaborar a la sensibilización colectiva:
a/ la promoción, organización y realización de actividades (reuniones, congresos, informes, estudios, publicaciones, comunicados de prensa, etc).

b/ la realización de gestiones ante la Administración pública, los colegios profesionales y otras corporaciones o entidades.

Artículo Cuarto
La Asociación no tiene finalidad de lucro.

 

Título III. De los miembros de la Asociación

 
 

Artículo Quinto
Podrán ser miembros de la Asociación quienes ejerciendo como profesionales de la arquitectura, la historia, la arqueología, la ingeniería, la construcción o cualquiera de las ciencias, técnicas o conocimientos que intervienen en la restauración monumental, reúnan las condiciones siguientes:

1. Poseer experiencia demostrada y documentada en alguna o varias de estas materias o conocimientos, tanto en el ejercicio propio de la disciplina, como en la reflexión ??mediante la participación en congresos, cursos y debates??, y la difusión, mediante actividades, publicaciones o conferencias.
2. Tener una dedicación profesional prioritaria relacionada con la restauración monumental, bien desde la administración pública, la docencia o el libre ejercicio.
3. Ejercer la actividad profesional en el territorio español, o siendo de nacionalidad española, ejercerla en el extranjero.
4. Entender la restauración monumental de la manera que se define en el artículo segundo de estos Estatutos.
Ningún tipo de titulación académica o profesional, genérica o de especialidad, podrá suplir estos requisitos o ser suficiente para demostrarlos.
Para causar alta como miembro de la Asociación se ha de proceder de la manera siguiente:
a) Quien aspire a ello, lo solicitará al Consejo Directivo mediante escrito en el que manifieste cumplir las condiciones establecidas en el artículo Quinto de estos Estatutos, acompañado por el aval o presentación de cuatro miembros de la Asociación, dos de los cuales como mínimo han de pertenecer a la Asamblea Fundacional. Se adjuntará al escrito de solicitud las pruebas fehacientes de dicho cumplimiento. (En el caso de que en el ejercicio de su especialidad no sea habitual realizar los trabajos de difusión a los que hace referencia el primer párrafo del artículo segundo, lo hará constar así).
b) La solicitud y la documentación aneja será facilitadas por el Consejo Directivo a la Asamblea Fundacional que la analizará y elevará un informe justificando la aceptación o rechazo de la solicitud. Dicho informe será leído en la primera sesión de la Asamblea General que tenga lugar después de un mes desde la presentación de la solicitud, para lo que constará en el último punto del Orden del día de dicha reunión.
c) La Asamblea General decidirá si se rechaza o acepta la solicitud. En este segundo caso, la persona aspirante causará alta en la Asociación en ese mismo momento, y el Consejo directivo se lo comunicará, notificándole también sus obligaciones y derechos.

Artículo Sexto
Son derechos de los miembros:
· recibir información sobre las actividades organizadas por la Asociación y participar en ellas.
· recibir información de las actividades realizadas a título particular por los demás miembros de la Asociación, y por las entidades y organismos colaboradores.
· gozar de todos los beneficios derivados de los acuerdos que para fomentar el perfeccionamiento profesional de sus miembros, la Asociación pueda firmar con otras entidades u organismos.
· recibir las convocatorias y la documentación correspondiente, de las sesiones de la Asamblea General, y tener voz y voto en ellas.
· optar a la elección para formar parte del Consejo Directivo y, cuando se cumplan los requisitos, de la Asamblea Fundacional.
· disponer de una cédula de identificación y un diploma acreditativos de su condición.
· poder añadir las siglas ALPRM a su nombre o firma.
· hacer constar su condición de Académico, o Académica, del Partal.
· hacer aportaciones voluntarias, de tipo económico o material, a la Asociación.
…… ……

Artículo Octavo
Se causará baja en la Asociación:
1. por decisión voluntaria comunicada al Consejo Directivo mediante carta autógrafa certificada.
2. por acuerdo del Consejo Directivo, ratificado por la Asamblea General, en los siguientes supuestos:
· no abonar las aportaciones económicas establecidas, o no cumplir con otros de los deberes de los miembros.
· dejar de reunir el requisito de dedicación profesional prioritaria (excepto cuando sea por causa de jubilación o incapacidad), o de consideración del concepto de restauración monumental a los que se refieren los puntos 2 y 4 del artículo Quinto de estos Estatutos.
· incurrir en otras circunstancias que pudiera considerar el Consejo Directivo como causa suficiente (actuación profesional contraria al espíritu y los objetivos de la Asociación, comportamiento público que perjudique la imagen de la Asociación, etc).
En el primer caso, el Consejo directivo comunicará dicha baja a la Asamblea General en la primera sesión que se produzca con posterioridad. En el segundo caso, el procedimiento será:
a/ el Consejo Directivo facilitará su propuesta razonada a la Asamblea Fundacional que la analizará y elevará un informe justificando su aceptación o rechazo.

b/ dicho informe será leído en la primera sesión de la Asamblea General que tenga lugar después de un mes desde el día del acuerdo del Consejo, para lo cual constará como primer punto del Orden del día de dicha reunión.

c/ la Asamblea General, oído el informe de la Asamblea Fundacional, decidirá si se rechaza o acepta la baja propuesta por el Consejo Directivo. En este segundo caso, será efectiva en ese mismo momento, comunicándose a la persona interesada.

 

Título IV. De la organización y funcionamiento

 
 

Artículo Noveno
Las sesiones de discusión y debate, y las diversas actividades colectivas que organice la Asociación, constituirán los mecanismos idóneos de comunicación entre todos los miembros de la Asociación. Dicha comunicación, y la de los miembros y el Consejo Directivo, se promoverá también a través de una Secretaría Permanente, de la que será responsable el Secretario o Secretaria General, que actuará de acuerdo con el Consejo Directivo.
Siendo la comunicación y el intercambio entre sus miembros de conocimientos, reflexiones y experiencias el medio esencial para alcanzar el fin prioritario de la Asociación, se procurará dotar a la Secretaría Permanente de todos los medios tecnológicos idóneos que estén al alcance de la Asociación, mediante sus recursos o procurando la colaboración de organismos o instituciones colaboradoras.

 

Título V. De los organos de gobierno

 
 

Artículo Décimo
Los órganos de gobierno de la Asociación son: la Asamblea General, el Consejo Directivo y el Presidente. Se considerará como órgano consultivo la Asamblea Fundacional.
Artículo Undécimo.
La Asamblea General está formada por el conjunto de miembros de la Asociación y constituye su máximo órgano deliberante y decisorio.

Son sus funciones:
a/ sugerir al Consejo Directivo programas y actividades.
b/ aprobar los programas de actuación de la Asociación
c/ elegir a los vocales que forman el Consejo Directivo
d/ aprobar el balance y el presupuesto anuales,
e/ aprobar las modificaciones de las cuotas periódicas a satisfacer por los miembros.
f/ aprobar la modificación del domicilio social o de los estatutos
g/ aceptar o rechazar las altas y bajas en la Asociación de acuerdo con los Estatutos vigentes.
h/ acordar la disolución de la Asociación
i/ las demás funciones que se desprendan de los Estatutos vigentes.

Artículo Duodécimo
Las sesiones de la Asamblea General serán convocadas, con un mes de antelación, por quien ejerza la presidencia, o en su caso por el Consejo Directivo, que fijarán el lugar, día y hora de la reunión correspondiente y los mecanismos de participación válida en la discusión si es imposible la asistencia física a ella.
Será obligatoria la convocatoria de al menos una sesión anual, con carácter ordinario, y, con carácter extraordinario, de las reuniones que sean solicitadas por más de la mitad de los vocales del Consejo Directivo o más de dos tercios de los miembros de la Asociación, sin que puedan transcurrir más de tres meses entre la petición y la reunión.
La sesión anual de carácter ordinario procurará celebrarse en los dos últimos meses del año y se incorporarán obligatoriamente a su Orden del Día los temas referentes a las funciones de la Asamblea señaladas en el Artículo Undécimo con las letras, b/, c/, y d/, así como la e/, si hubiera propuesta del Consejo Directivo en este sentido, y la a/ si se hubiera presentado en los diez días siguientes a la convocatoria y fuera suscrita por cinco miembros de la Academia.
Todos los miembros de la Asociación recibirán suficiente información sobre los puntos a tratar en esta sesión de forma que puedan emitir un juicio, acudiendo a la reunión, o ?en caso de imposibilidad de asistencia? por los mecanismos de participación que se hayan considerado válidos y se hayan expresado en la convocatoria. Cuando se le delegue el voto por escrito o la opinión se haya transmitido por FAX o medio similar, el miembro Cuando se delegue el voto por escrito o la titular de la Secretaría General se asegurará de su autenticidad y dará fe.
Los acuerdos respecto a los temas que consten en el Orden del Día, excepto en los casos específicos contemplados en estos Estatutos, se toman por mayoría simple de los miembros que participan válidamente en la sesión, con un quórum mínimo de un tercio de los miembros de la Asociación. En caso de igualdad en las votaciones, decide el voto de calidad de quien ejerza la presidencia.
Artículo Decimotercero.
El Consejo Directivo está formado por doce vocalías numeradas del uno al doce. Los miembros que han de ocupar las vocalías, de los cuales seis como mínimo han de pertenecer a la Asamblea Fundacional, son elegidos por la Asamblea General.
Tres de las personas elegidas para ocupar las vocalías ejercerán las responsabilidades de la Presidencia, la Secretaría General y la Tesorería, constituyendo una comisión ejecutiva encargada de llevar a la práctica los acuerdos del Consejo Directivo. Las restantes, asumirán las funciones que les sean encomendadas por el propio Consejo Directivo.
…. ….

Artículo Decimoquinto
Son funciones del Consejo Directivo:
- Elegir entre sus miembros, después de cada renovación parcial, al Presidente o Presidenta, el Secretario General o Secretaria General, el Tesorero o Tesorera, y distribuir las funciones a ejercer por las personas que ocupen las nueve vocalías restantes.
- discutir y formular las líneas de actuación de la Asociación
- organizar las actividades
- preparar las reuniones de la Asamblea General, y convocarlas colegiadamente en caso de que no pueda hacerlo quien ejerza la presidencia por causa de fuerza mayor
- proclamar las candidaturas para la renovación del Consejo Directivo que la Asamblea Fundacional considere que cumplen los requisitos establecidos
- establecer y proponer a la Asamblea General los cambios de las cuotas periódicas
- preparar y proponer a la Asamblea General, el informe anual de tesorería, el presupuesto anual cuya ejecución controlará
- todas las que puedan desprenderse de los Estatutos vigentes.
…… ……

Artículo Decimoctavo
El Presidente o Presidenta de la Asociación será la persona, vocal del Consejo Directivo, en quien recayera la elección para ejercer dicho cargo. Asume la representación de la Asociación y tiene como misión específica la de convocar y presidir las discusiones del Consejo Directivo, y las reuniones ordinarias o extraordinarias de la Asamblea General. En casos de fuerza mayor asumirá sus funciones quien designe el Consejo Directivo de entre sus vocales.

Artículo Decimonono
El Tesorero o Tesorera será la persona, vocal del Consejo Directivo, en quien recayera la elección para ejercer dicho cargo. Tiene como funciones específicas: preparar los informes económicos, redactar la propuesta de presupuesto anual, controlar los fondos y efectuar los pagos según las instrucciones de quien ejerza la presidencia. En casos de fuerza mayor asumirá sus funciones quien designe el Consejo Directivo de entre sus vocales.

Artículo Vigésimo
El Secretario o Secretaria General, será la persona, vocal del Consejo Directivo, en quien recayera la elección para ejercer dicho cargo. Tiene como funciones específicas: cuidar de la secretaría permanente encargada de coordinar las actividades establecidas por el Consejo Directivo y de permitir y fomentar la comunicación entre los miembros de la Asociación.
Será responsable también de la gestión de la Asociación, custodiará sus bienes y redactará la Memoria anual de actividades que será presentada en la reunión ordinaria de la Asamblea General, todo ello bajo la superior responsabilidad de quien ejerza la presidencia. En casos de fuerza mayor asumirá sus funciones quien designe el Consejo Directivo de entre sus vocales.

Artículo Vigésimo primero
La Asamblea Fundacional está formada por once miembros de la Asociación y actúa como órgano consultivo con las atribuciones que le confieran los Estatutos vigentes.
Son miembros natos de la Asamblea Fundacional quienes promovieron la Asociación. También formarán parte aquellos miembros de la Asociación que, cumpliendo los requisitos establecidos más adelante, se incorporen para ocupar las plazas que puedan dejar vacantes los miembros natos.

Artículo Vigésimo segundo
Son funciones de la Asamblea Fundacional:
1. A petición del Consejo directivo, asesorar tanto al propio Consejo como a la Asamblea General. De forma obligatoria lo hará en el caso de las bajas y altas de la Asociación.
2. Asumir colegiadamente, o sus componentes a título individual, las funciones que se establecen en los Estatutos vigentes.
3. Emitir informes vinculantes respecto de las candidaturas para la renovación de las vocalías del Consejo Directivo, el ingreso en la Asamblea Fundacional, la reforma estatutaria y la disolución de la Asociación.
Las decisiones y acuerdos de la Asamblea Fundacional se toman por mayoría simple, decidiendo en caso de igualdad el voto de calidad del miembro de más edad.

 

Título VI. Del régimen económico

 
 

Artículo Vigésimo cuarto
La Asociación no cuenta con patrimonio fundacional y su financiación se basará:
1. En las cuotas periódicas obligatorias o las aportaciones extraordinarias o legados voluntarios de sus miembros.
2. En los remanentes que puedan producir las actividades..
3. Los honorarios derivados de contratos de estudios e informes y de prestación de servicios que le puedan ser encomendados.
4. En las aportaciones directas o indirectas que de forma no periódica puedan derivarse de las relaciones a las que hace referencia el Artículo Vigesimosexto.
5. Otras fuentes de financiación que acuerde el Consejo Directivo y no sean contrarias al espíritu fundacional de la Asociación.

 

Título VII. De la relación con otras entidades

 
 

Artículo Vigésimo sexto
Para el cumplimiento de sus fines, la Asociación podrá establecer relaciones, coyunturales o estables, con todo tipo de asociaciones, entidades, empresas u organismos relacionados con el Patrimonio Arquitectónico, tanto de ámbito local, regional, nacional o internacional, bien del Estado español o de otras nacionalidades.
Este tipo de relación no habrá de suponer en ningún caso para la Asociación dependencia de criterio o falta de libertad de actuación. Cuando se trate de establecer relaciones estables se precisará el acuerdo favorable de la Asamblea General.

 

Título VIII.  De la modificación de estatutos y la disolución

 
 

Artículo Vigésimo séptimo
Las reformas de los Estatutos sólo podrán ser aprobadas por la Asamblea General, convocada en sesión extraordinaria, mediante acuerdo tomado por mayoría de dos tercios de los miembros asistentes, con un quórum mínimo de la mitad de los miembros de la Asociación.
Las propuestas de enmienda serán remitidas a todos los miembros de la Asociación, tres meses antes de la celebración de la reunión, siempre que la Asamblea Fundacional haya informado favorablemente dicha propuesta. En este caso, el informe será repartido también a todos los miembros de la Asociación junto a la convocatoria y las propuestas.

Artículo Vigésimo octavo
La disolución de la Asociación sólo puede ser acordada por la Asamblea General, reunida en sesión extraordinaria, mediante acuerdo tomado por mayoría de dos tercios de los miembros asistentes, con un quórum mínimo de dos tercios de los miembros de la Asociación. Dicho acuerdo decidirá el destino que debe darse a los bienes, derechos y obligaciones de la Academia.
Para incluir la propuesta de disolución en el Orden del Día de una reunión extraordinaria de la Asamblea General, es preciso que la Asamblea Fundacional haya informado favorablemente dicha disolución. En este caso, el informe será repartido a todos los miembros de la Asociación junto a la convocatoria de la reunión.



 
 
Regreso al contenido | Regreso al menu principal